Solidaridad con trabajadores y trabajadoras del Área Salud y Trabajo

Por Comunicación CTAA* | Este jueves, un centenar de trabajadores y trabajadoras de la ASyT denunciaron el cierre de sus fuentes de trabajo en las instalaciones del Hospital del Centenario. “Las disposiciones oficiales en materia de salud laboral abonan a una perspectiva mercantilizadora de la salud”, expresaron desde CTAA Rosario.

Las 104 personas que se desempeñan dentro del Hospital Provincial del Centenario hace más de una década asisten al personal que ingresa a la Universidad Nacional de Rosario y dependientes del Ministerio de Educación de Santa Fe. Cientos de personas pasan diariamente por dichas oficinas y consultorios. En diciembre fueron informados que el Ministerio de Educación prescindía de los servicios de ASyT, al menos los dos primeros meses del 2020. De dicha disposición, se desprendió un decreto del gobierno provincial cambiando por ese lapso la metodología para el acceso a licencias médicas.

“Confeccionamos sus carpetas médicas; atendemos al trabajador ausente por enfermedad propia o de familiar enfermo, realizamos las auditorías en consultorio y domicilio, para enfermedades de corta y larga duración, y además constituimos las Juntas Médicas de reubicación laboral cuando la problemática lo requiera en sus diversas especialidades, como así también la detección de enfermedades profesionales y evaluación de incapacidad laborativa”, explicaron sobre las tareas que desarrolla ASyT.

“Este último punto, es de tanta importancia como la preservación de nuestra fuente de trabajo, ya que dejan a los docentes y no docentes sin control médico laboral, sin seguimiento profesional, con todo lo que implica la responsabilidad medica sobre los agentes que actualmente están en seguimiento, y también complica la situación  administrativa de aquellos agentes que por enfermedades graves ya agotan o agotaron su licencia y debían ser evaluados por juntas medicas de reubicación laboral, como así también aquellos agentes que esperan un alta médica laboral para retomar sus funciones, mencionando solo algunos ejemplos”, detallaron las y los trabajadores afectados.

“Sin lugar a dudas esta acción del gobierno provincial es una improvisación. En dos meses, de los cuales uno dio licencia compulsiva a toda la administración púbica provincial, genera un sistema provisorio de licencias médicas inaccesible para muchos compañeros y compañeras. Esto no mejora lo que hay y parece llevarnos en retroceso al 2008, con los planteos de ausentismo, centrando la salud laboral en los efectos de las faltas de condiciones de trabajo y no en lo que, creemos que es lo fundamental, que es la prevención”, dijo la Secretaria General de ATE Rosario y de Organización de la CTAA Rosrio, Lorena Almirón.

La CTAA Rosario, exigió que se dé marcha atrás con la anulación del acuerdo y se garantice la continuidad laboral, así como un procedimiento que respete el cuidado de la salud de docentes y asistentes escolares. “Reafirmamos nuestros derechos laborales y rechazamos cualquier proceso de mercantilización en este sector”, dijeron desde la Central.

Comunicación CTAA Rosario


Nota de 2016 sobre el conflicto en el sector:

Rosario, conflicto en ASyT: ¿Quién cuida a los que cuidan?

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *